Cuáles son las claves de la enseñanza en una sociedad digitalizada

En un mundo digitalizado, la sociedad tiende a adquirir nuevas costumbres, maneras de consumo y formas de percibir las cosas que se realizan. La educación por su parte, ha sido un punto de dialogo de lo más interesante entre gobiernos, organizaciones y docentes. En ocasiones se piensa que con el uso de la tecnología, la educación puede estar en peligro, pero aquí vamos a ver que es totalmente lo contrario.

Muchos profesores se encuentran indignados porque sus alumnos en las aulas de clase no ponen atención por “estar pegados al celular”, pero de hecho, en épocas anteriores –donde la tecnología no era tan relevante- muchos estudiantes se la pasaban “pegados” a escribirse notas entre sus compañeros y realizaban tareas de otra materia, pero esto no es una novedad, simplemente son costumbres que llevamos arraigadas en nuestra sociedad.

La tecnología avanza a tan alta velocidad, que nadie tiene claro qué y cómo se debe enseñar en este siglo. Es por eso, que Fundación Telefónica abrió hace algunos meses un espacio de diálogo para responder a algunas incógnitas de cómo debería ser la educación del siglo XXI.

Entre 40 líderes de diferentes Instituciones Educativas de Bogotá, asistieron al evento de conexión, para concluir el tema: ¿Qué y cómo enseñar y aprender en la sociedad digital?, contando con la participación de Vanessa Arroyave, Coordinadora de la estrategia En TIC Confío del Ministerio de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones.

En el evento se contó con la presencia de la profesora Teresa Ariza Díaz, ganadora del segundo lugar en la modalidad B (Adapta) para estudiantes de 15 a 17 años con el proyecto Learn English in a funny way.

Así las cosas y durante toda una larga jornada, se debatió el tema sobre la participación del estudiante en la educación y cómo la tecnología influye en la misma, con el apoyo de la conferencia de George Siemens y su comunidad de docentes de EducaRed, lograron un gran aporte a la discusión del evento.

Las claves para tener en cuenta

Una de las claves extraídas es que la tecnología como recurso y responsabilidad de su uso, ha ejercido un cambio en la forma de enseñar y se debe utilizar la tecnología para su aprovechamiento. “Además de qué y cómo enseñar y aprender en la sociedad digital, se debe analizar dentro y fuera del aula, pues el colegio es meramente un escenario. Somos también personas en la web y así mismo debemos comportarnos, desarrollando unas habilidades sociales que nos permitan construir una comunidad en lo digital”, así comenta Juan Andrés Beltrán, ponente del evento.

Los estudiantes deben ser protagonistas del proceso de enseñanza y del aprendizaje con las tecnologías que les ayuden a crear contenidos especiales hacia ellos y de la misma forma, la creatividad deberá ser el eslabón en tal proceso.

Como consumidores de tecnología tenemos un compromiso para su buen uso y es importante conocer estrategias que permitan un uso responsable de éstas como en el caso de En TIC Confío.

Algunas de las preguntas claves dentro del conversatorio y que han creado controversia dentro de los participantes fueron:

  • ¿Será que las tecnologías nos deshumanizan?
  • ¿Qué es apropiarse de la tecnología? ¿Usarla?
  • ¿Usar la tecnología para todo puede generar una ciberdependencia?

Para la ciudad de Bogotá, se propone que la tecnología debe ser implementada como un recurso más, y no solo se deben conocer las herramientas, sino entender cómo éstas beneficiarían las metodologías para lograr una educación de calidad y como reto, los docentes deben romper el paradigma y aprovecharlas, ser los guías en el aprendizaje y no los protagonistas; otro reto es iniciar un cambio estructural en el plan de estudios, pues los estudiantes que deseen avanzar según sus intereses y habilidades lo podrán hacer libremente.

La adopción de la tecnología puede beneficiar a los educadores dentro de sus metodologías de enseñanza que ejercen, siempre y cuando se use adecuadamente y no se pierda la esencia de la interacción social que tanto hace falta hoy en día entre los estudiantes.

Queda por explorar nuevos ambientes de aprendizaje, entender el perfil de cada alumno y como docentes, apoyarnos de todo tipo de material educativo, sea virtual o no, se deben explotar las capacidades y destrezas del estudiante para así, llevarlo por un buen camino de la enseñanza, con el objetivo de crear profesionales competentes en resolver situaciones reales y problemas, que sepan tomar decisiones –y del por qué las toman- y que sean más analíticos, así se puede construir un aprendizaje significativo.

Imagen @woodleywonderworks, distribuida con licencia Creative Commons BY-SA 2.0

No hay comentarios a esta entrada.

Déjanos un comentario

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER