¿Por qué se debe implementar la narrativa visual en las grandes empresas?

Contar historias tiene relación con el branding de una empresa, en los momentos actuales de difusión y distribución de canales, para ello es importante trabajar con esto: contar historias de carácter visual, dar emoción y pasión en ese acto.

Muchos usuarios de redes sociales lo están haciendo sin darse cuenta de esto. Por ejemplo, cuando se crean memes en Snapchat se genera una (micro)narración distribuida.

¿De qué se trata el contar historias de carácter visual (Visual Storytellingvisual narrative)? Se trata de narrar historias por medio de una acción que provoque valor, que tenga capacidad de engagement en el público al que va dirigido y también genere un reto para los directores de comunicación.

Los tipos de contenido visual que nos pueden servir para contar una historia y de manera combinada son: las imágenes que tengan capacidad de seducción y transmitan algo (entre ellas se encuentran el collage o mosaico, gráficos y dibujos, fotografías, imágenes editadas, estado o pensamiento, memes, imágenes de tarjetas, etc.), también es interesante el uso de cómics o viñetas, toda clase de GIFs animados, posters o infografías, el potencial de los vídeos en plataformas Social Media como Youtube o Vimeo, presentaciones donde existe una fuerza visual para lograr objetivos narrativos, agregadores como paper.li o Rebelmouse y por supuesto, otros medios como el audio y la música, factibles al usarlos aunque no tengan el apelativo de visual.

narración visual por medio de Pinterest

¿Cómo desarrollar una estrategia exitosa?

Como nos cuenta E. Walter y Gioglio en su libro “The Power of Visual Storytelling: How to Use Visuals, Videos, and Social Media to Market Your Brand” que para desarrollar una estrategia exitosa, es necesario trabajar en una serie de elementos:

1) Técnicas de storytelling: Que sepa darle una trama al relato con un desenlace.

2) Se debe trabajar en la personalización de contenidos. Hubo una época reciente en la que se difundía lo mismo en distintas plataformas. por ejemplo, poniendo el mismo contenido de Pinterest en Flickr. Los expertos en comunicación cambian de estrategia y cada medio social debe contener “un relato” distinto, dependiendo de la estructura del medio y sus características.

3) Las empresas están dando pasos para que esta narrativa visual sea útil, no sólo un contenido de carácter esteticista, es darle valor a la actividad que se realiza. Una de las marcas posesionadas en Pinterest es Whole Foods Market, que entre las cientos de tiendas realizan contenidos de recetas. Whole Foods es un buen ejemplo de una empresa que va más allá de ser útil y relevante para sus consumidores. La compañía tiene más de 600 cuentas en todo tipo de redes sociales, que abarca tanto a nivel nacional como internacional (piensa en global). Las tiendas locales tienen la tarea de desarrollar contenidos relacionados con lo que está pasando o lo que ofrecen, gran parte de esto es visual a través de sitios como Facebook, Pinterest e Instagram. A nivel nacional, los sitios como Pinterest ayudan a Whole Foods  a ser útiles a gran escala. Claramente, no es un salto a asumir que un contenido a partir de tiendas de comestibles ofrezca valor añadido. Sin embargo, Whole Foods Market se ha convertido en un líder en Pinterest por su enfoque único para la cocreación.

4) Siéntete humano contando historias. Agrégale un valor humano, un sentido y que pueda crear empatía. Además de ser útil, la comercialización visual se realiza mejor cuando el contenido tiene un elemento humano. Ser humano significa sentir más como un amigo que como una entidad corporativa, un amigo tiene una personalidad, los valores de la relación, comparte experiencias, y entiende cuándo escuchar, cuando es una cosa seria y cuando es un tema para divertirse. Ser humano significa que no conduce a “comprar esto ahora”, en lugar de ir directamente a la venta en sitios de medios sociales, las empresas tienen que pensar en cómo las personas discuten y recomiendan un producto o servicio a un amigo. Agrega sentimiento a tu vídeo o imagen.

5) Que haya un hilo conductor. Aunque se use disparidad en medios sociales, haya diferenciación de la narración y  en la manera de narrar, debe haber un Macguffin en la trama que genera misterio, si es necesario de algo que va ocurrir, creando inquietud e interés por ello. El Macguffin centra la atención en algo que se quiere que el usuario fije la atención.

6) Maneja los momentos empresariales como vivencias. Lo vivencial en el discurso visual narrativo es más potente para las nuevas generaciones como los Millennials. Personalizar una experiencia de un producto en el que parece que se “narra” una experiencia pero no se vende.

Algunos ejemplos de empresas que han usado visual storytelling, pueden ser útiles para entenderlo tanto en imágenes (algunas de carácter impactante) como en vídeos con las herramientas claves para cada medio.

Y para concluir a nivel de gráficos (y no sólo de imágenesGetty Images establece cuatro factores para que una imagen tenga potencia visual:

1) Autenticidad de la imagen y que se vea que es “real”.

2) Relevancia cultural para contar una historia visual y saber el contexto al que va dirigido. No es lo mismo un país a una región.

3) Visualizar los arquetipos que siempre han funcionado a lo largo de la historia de las narraciones desde épocas primitivas, como puede ser el héroe, el esforzado, el luchador, etc.

4) Volver a temas tradicionales y que no estén tamizados e invadidos por lo digital. A más digitalización de nuestras vidas en todos sus procesos, más nostalgia da llevar a cabo historias tradicionales.

Por otro lado podemos hablar de storytelling con datos, de la posibilidad de “construir historias” a partir de la visualización de datos, pero eso será para otro artículo.

Imagen @mattysimpson, distribuida con licencia Creative Commons BY-SA 2.0

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER