De los datacenters a la nube pública: El caso Netflix y Amazon [Te Interesa Conocer]

Una de las noticias que más ha rondado por toda la web desde el pasado 15 de agosto en portales de tecnología es que Netflix cierra los centros de datos y ahora utiliza el servicio de la nube pública.

La compañía comenzó a mudarse a AWS (Amazon Web Services ) después de un fallo importante en su centro de datos en el 2008, y ahora se ha convertido en una de las primeras empresas más grandes del mundo que mueve su información por completo a la nube pública, todo esto ha sido confirmado en un correo electrónico enviado por el CIO Diario de Netflix al Wall Street Journal donde afirma “para nuestro negocio de streaming, hemos sido del 100% basado en la nube para el cliente sistemas durante algún tiempo frente ahora, y están planeando retirarse por completo a nuestros centros de datos a finales de este verano en Estados Unidos”. Eso quiere decir que aproximadamente en noviembre de este año, Netflix utilice sus servicios tecnológicos de manera remota por medio de AWS. Sin embargo, la compañía de servicio de películas ya ha estado cambiando la tecnología de los centros de datos internos a las instalaciones de terceros desde hace años, y afirman también que el proceso está llegando a su conclusión lógica, Netflix está cerrando el último de sus Data Centers.

El futuro del streaming en la nube

El servicio de video (películas y series) de Netflix ha sido 100 % reproducidos desde la nube hace ya algún tiempo, pero el proceso de mover por completo los contenidos al cloud ha llevado casi ocho años, a medida que maduraba la tecnología de Netflix y la nube la transición se seguirá dando gradualmente.

Aunque Netflix utiliza aplicaciones basadas en web para los servicios que brinda, cuando se trata de la infraestructura de IT, incluyendo servidores, “somos totalmente dependientes de Amazon Web Services”, informó un vocero oficial de Netflix a The Wall Street Journal después de un fallo de hardware importante en el 2008, y desde ahí, Netflix “comenzó a moverse a AWS a partir del siguiente año“, según indican en el artículo y en comunicados oficiales.

Gracias a la cobertura que brinda Amazon y a la calidad de su servicio de Cloud Services, este sistema será de alta importancia en el centro de datos para el mantenimiento con un alto nivel de rendimiento para los clientes y usuarios finales de Netflix, donde el video se almacena en caché en un sitio ISP con el fin de mejorar el rendimiento del servicio de transmisión y el cual no requerirá de una elevada velocidad de la red domiciliaria para disfrutar de los contenidos de Netflix.

Esto es algo que ha estado sucediendo desde hace varios años, el traslado de tecnología e información a plataformas de AWS evidencian un auge en este tipo de Cloud Services, tal como lo ha hecho alguna de la tecnología que usa el iPhone, las búsquedas de contenido multimedia y páginas web.

Netflix por su parte también ha estado trasladando su sistema de facturación y de pago. Ahora se encuentra listo para completar el movimiento de su infraestructura de contenidos a la nube de Amazon.

Sin duda, Netflix tiene un alto nivel de confianza de la capacidad que brindan los los servidores en la nube de Amazon para lograr satisfacer las necesidades de su negocio operativo, el cual se encarga segundo a segundo transmitir películas y series en los miles de suscriptores que tiene a nivel mundial. Por otro lado, Amazon se encuentra trabajando en lanzar su propio proyecto de servicio de streaming en la nube, y dentro de poco podremos observar que se convertirá en un nuevo competidor de Netflix a través de su propio servicio de video en streaming, ¿será esto posible?.

Al igual que los operadores de red tradicionales como Netflix, existen equipo de trabajo que realizan intercambios de contenido en Internet, donde se intercambia tráfico con Comcast, Verizon, AT&T, entre otros proveedores que brindan grandes servicios de Internet. Netflix también opera con un equipo dentro de los centros de datos de algunos proveedores de Internet que han accedido a traer el servicio de vídeo a los hogares con el fin de mejorar el servicio a sus usuarios de Internet.

Los servicios en la nube no son exclusivos de las compañías que albergan información de clientes, este caso de Netflix el cual comienza a confiar en servicios en la nube pública permitirá la evolución del Cloud Computing a nivel mundial, no solo porque estos dos referentes tecnológicos lo hayan hecho, sino que en la actualidad, es una necesidad tanto para la protección de la información como la inmediatez de los contenidos albergados allí.

Imagen @Avijeet_Sachdev , distribuida con licencia Creative Commons BY-SA 2.0

No hay comentarios a esta entrada.

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER