Aprendizaje colaborativo en pro de la educación organizacional

El aprendizaje colaborativo representa uno de los métodos de enseñanza más eficaces e innovadores aplicados en el contexto laboral. Este método hace que los colaboradores adquieran conocimiento por medio del intercambio y la interacción social.

Además, permite aprender de los compañeros de trabajo; por lo cual alcanzan una visión más profunda desde diversos enfoques y/o escenarios que se pueden manifestar.

Elementos como la tecnología y el ámbito laboral se han integrado tan drásticamente que han hecho que evolucionen hasta la actualidad.

Asimismo, con los métodos de aprendizaje y la sociedad; pasando de utilizar las estrategias tradicionales a las metas personales a través de un esfuerzo colectivo con nuevas herramientas como el aprendizaje electrónico; además del aprendizaje colaborativo.

Por lo que el uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), además del conocimiento de los colaboradores, resultan fundamental para el logro de los objetivos.

Beneficios del aprendizaje colaborativo

El aprendizaje colaborativo posee diversos beneficios para las empresas y organizaciones, como también para los colaboradores en general.

Principalmente, utilizar este método brinda la oportunidad de llevar a cabo proyectos de alta relevancia e iniciativas más eficientes.

En otras palabras, se pueden alcanzar los objetivos más rápidamente con un equipo numeroso que esté enfocado y se distribuya las tareas necesarias. Pero este no es el único beneficio del aprendizaje colaborativo, también se encuentran:

  • Excelencia de las habilidades y conocimientos. Una vez que se pone en práctica el aprendizaje colaborativo, se tiene un panorama más claro respecto a las habilidades y debilidades que posee el equipo; la finalidad es que se puedan aprovechar para el alcance de los objetivos.

Se recomienda el uso de dispositivos tecnológicos que permitan una mayor comunicación por parte de los colaboradores; ya que esto aumenta la flexibilidad y permite trabajar de forma remota a los colaboradores.

  • Una mayor comprensión de la visión y objetivos de la empresa. Los colaboradores al compartir sus ideas y trabajar juntos, crean vínculos entre los departamentos y un flujo de información entre ellos; por lo cual da una mayor comprensión de cómo piensa, negocian y operan cada uno de ellos.

Esto permite que los colaboradores comprendan de mejor manera cómo se conduce la empresa desde distintos ángulos.  

  • Incremento en la capacidad e innovación para resolución de los problemas. Como bien sabemos la unión hace la fuerza; un proyecto realizado por una sola persona puede tomar incluso hasta tres meses para su resolución.

Por otra parte, el aprendizaje colaborativo permite la solución y la finalización en un menor tiempo; ya que los trabajos se distribuyen entre el grupo de colaboradores que aportan sus habilidades e ideas para el trabajo.

La comunicación y evaluación constante deriva en que los problemas y soluciones salgan a la luz más rápidamente.

Un claro ejemplo de ello es Collaborative Visualization CoVis y su Collaborative Notebook.

En esta base, los alumnos comparten sus conocimientos en ‘notebooks’, sobre temas como la predicción de tiempo.

La inclusión de diferentes departamentos y/o personas en una misma tarea con base en los conocimientos, habilidades y experiencias de cada colaborador hace posible que se pueda distribuir los pasos y las tareas del trabajo.

Esto se traduce, sin duda, en la organización y  la efectividad de una corporación.

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER