Operador logístico: qué debe saber para elegir el indicado

En la actualidad, confiar los procedimientos de logística a un operador logístico es una tendencia. Esto se debe a que, hoy más que nunca, las grandes empresas comprenden que deben concentrarse en optimizar la cadena de suministros para reducir costos; además, tiene consciencia de que deben generar valor a sus clientes para garantizar su durabilidad.

Un operador logístico es una empresa especializada en prestar servicios logísticos. Actualmente, debido al crecimiento del comercio mundial y a la necesidad de generar valor a los clientes, ha cobrado relevancia y se ha convertido en un aliado empresarial. De acuerdo con cifras de la CEPAL, el sector de servicios de transporte y logística genera el 10 % del PIB en América Latina y entre el 5 % y el 9 % del empleo directo.

Contar con un buen operador logístico es clave para tener éxito en el movimiento de las mercancías, su almacenaje y en la cadena de suministros; por eso, antes de contratar sus servicios, es necesario conocer cómo funcionan para tomar una buena decisión.

Qué es un operador logístico

En la medida en que una empresa crece, la logística puede llegar a convertirse en un entramado de actividades complejas, como: el proceso para determinar la cantidad de productos que se producirán, la selección del método para el control de inventarios y el procesamiento de los pedidos pueden consumir una gran cantidad de tiempo y de recursos. Al final, esto puede provocar que una empresa desvíe su atención de los aspectos medulares de la gestión.

Por eso, es importante buscar un aliado que se encargue de las tareas logísticas. Un operador logístico es una empresa que a solicitud de su cliente puede encargarse de una o varias funciones de la cadena de suministro: administrar, gestionar y controlar las fases de una cadena; este agente utiliza para  recursos físicos, tecnológicos y sistemas de información propios o subcontratados para cumplir con sus objetivos logísticos.

Cuáles son los tipos de operadores logísticos que existen

La empresa que contrata un operador logístico puede convenir con este la gestión total o parcial de la cadena de abastecimiento: en los contratos se regula el nivel de externalización del servicio.

Existen 4 niveles de externalización conocidos como party logistics o PL, a través de ellos se establecen las actividades del operador logístico. Estos indicadores son:

  • One Party Logistics (1PL). El operador logístico asume la gestión de todo el servicio de transporte de los productos; esto incluye organizar los plazos de entrega a los clientes y seleccionar las vías y medios de transporte.
  • Second Party Logistics (2PL). La empresa logística contratada, además de la gestión del transporte, se encarga de parte del proceso de almacenamiento, como manipular los productos de los clientes y preparar su despacho.
  • Third Party Logistics (3PL). En este tipo de contrato, el operador logístico asume un rol más activo en el manejo y procesamiento de los sistemas informáticos; incorpora software y tecnologías para la programación de rutas, control de inventarios, procesamiento de los pedidos, etc.
  • Fourth Party Logistics (4PL). En este nivel, la empresa que contrató al operador logístico se ha desprendido de todos los procesos de la cadena de suministros.

Qué características se deben tener en cuenta a la hora de escoger un operador logístico

La gestión de la cadena de abastecimiento incluye una gran cantidad de actividades; las características que debe tener un buen operador logístico depende de los servicios que vaya a realizar: almacenamiento, transporte y manejo del sistema informático. En función de esto, los atributos más importantes que debe tener son:

  • Fluidez en los procesos. Permite obtener una baja tasa de errores.
  • Buen manejo de los datos. Incorporación de los avances tecnológicos, Internet de las cosas, big data y sensores.
  • Integralidad de la información. A través de ella se obtiene el manejo de la información en tiempo real.
  • Personalización del servicio. Consiste en adaptar el servicio a las necesidades de la empresa.

Para optimizar la gestión de logística, se requieren procesos claros y tecnología apropiada. Un operador logístico 3PL Y 4PL puede ayudar a reducir costos, aumentar las utilidades y crear una ventaja competitiva.

Operadores logísticos en Colombia

En un estudio realizado por el Grupo Logístico TCC sobre el perfil del consumidor logístico colombiano, se encontró que el 74 % de las empresas están preocupadas por la pérdida de competitividad (incremento de los costos, disminución de la demanda y las ventas); y es que, según el mismo estudio, en países como Chile y México transportar un contenedor del centro del país a los puertos es 50 % más económico que en Colombia.

Por esta razón, resulta una necesidad que las empresas colombianas optimicen todos los procesos de la cadena de suministro. Un operador logístico ayuda a mejorar los procesos gracias a que aporta al sistema nuevas tecnologías logísticas: software para la trazabilidad de operaciones, dispositivos para la optimización de los procesos de despacho y almacén.

 

 

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER