¿Se deben habilitar las redes sociales a los empleados?

Es una realidad que las tecnologías ayudan de muchas maneras a las empresas. Sin embargo el patrón ha sido que cuando estas aparecen por primera vez, la reacción de las empresas ante esta novedad es de miedo de implementarlas. Devolvámonos algunas décadas atrás. Cuando llegó la World Wide Web los empresarios tuvieron miedo que al habilitarla sus empleados empezaran a perder tiempo de trabajo por estar navegando en Internet. De igual manera ha ocurrido lo mismo con otras tecnologías como el correo electrónico y desde hace algunos años viene pasando con las redes sociales.

Algunos de los miedos de habilitar las redes sociales en las Empresas

Las redes sociales han permitido que las personas se conecten de una forma muy fácil. Día tras día se han vuelto más populares y las visitas diarias que logran tener hacen que obtengan excelente calificación en PageRank y el Índice Alexa los cuales califican las páginas de acuerdo a la popularidad y al tráfico que reciben. Sin embargo su popularidad y los beneficios que se derivan de esto no ha hecho que mucho empresarios dejen de temerle a los efectos adversos que estas pueden causar si son habilitadas dentro de la empresa. Este miedo está fundamentado básicamente en tres temas. El primero es la pérdida de productividad de los trabajadores. Los empresarios creen –al igual que cuando apareció la World Wide Web- que los empleados empezarán a perder tiempo de trabajo si se les habilitan las Redes Sociales. El segundo tema al cual le temen los empresarios en cuanto a esta temática son riesgos reputacionales por comentarios de sus empleados en estos medios. Finalmente el tercer tema es por seguridad debido a que pueden llegar a ocurrir intromisiones externas dentro de las redes de la compañía. En cuanto al último temor mencionado, hoy en día existen controles de seguridad para las redes sociales, algunas de estas provistas por compañías que ofrecen antivirus a las empresas. Para los riesgos reputacionales y de disminución de la productividad es muy importante que se establezcan políticas claras sobre el uso de las redes sociales dentro de las empresas. Así los empleados sabrán como y ante que situaciones podrán hacer uso de estas. Igualmente es importante recordar que hoy en día aun cuando no habilitemos redes sociales en los equipos y redes de la empresa, ellos podrán acceder a estas desde sus dispositivos móviles.

Beneficios de habilitar las redes sociales en las empresas

Antes de entrar a mencionar algunos de los beneficios que se obtienen al permitir el uso de Redes Sociales por parte de los empleados, quisiera hacer un par de observaciones. En primer lugar es importante tener en cuenta que permitir el uso de Redes Sociales dentro de la empresa es un cambio grande dentro de la organización. Por esta razón considero que el introducir estos medios implica un trabajo de gestión del cambio. Así además de realizar todas las modificaciones a nivel tecnológico para habilitarlas y evitar problemas de seguridad y definición de políticas –como se mencionó anteriormente- hay que hacer un trabajo de educación y concientización sobre el uso adecuado de estas. En segundo lugar considero que se deben ir incorporando poco a poco y de acuerdo a las necesidades del empleado para realizar sus labores.Sin embargo como empresarios debemos estar abiertos a oír estas nuevas funcionalidades y permitirles a nuestros empleados innovar en su trabajo por medio de estas.

Teniendo en cuenta lo anterior, presentaré algunos de los usos más comunes que hasta el momento se han dado por medio de las Redes Sociales. Uno de los más conocidos es para el tema de Marketing. Hoy en día son muchas las empresas que utilizan Facebook, Twitter y otras redes para establecer relaciones con sus posibles compradores e informarlos sobre novedades de sus productos y servicios. Otro uso de redes sociales en las empresas es como un canal de servicio al cliente, donde este puede presentar su problemática para ser atendido. El área de Recursos Humanos también han encontrado una gran utilidad con redes como Linkedin, en donde pueden realizar una muy buena búsqueda de candidatos para las vacantes que tienen.

Además de los usos más comunes que he mencionado, otro de los beneficios es que mediante las redes sociales es posible realizar un buen monitoreo de nuestro entorno. De esta manera podemos conocer fácilmente los anuncios y los comentarios que emite nuestra competencia a través de estas redes, y reaccionar ante estas si así se requiere. También podemos hacer contacto con nuestros proveedores y posibles socios para así realizar negocios con estos. Es importante tener en cuenta que los beneficios que acabo de mencionar son tan solo algunos pocos que se han venido desarrollando en los últimos años. Sin embargo considero que con innovación dentro de nuestra empresa y con la aparición de nuevos medio sociales que presten otros servicios se podrán encontrar mayores beneficios y maneras de utilizarlos.

Imagen por @Rosaura Ochoa, distribuida con licencia Creative Commons CC BY-NC-SA 2.0

1 comentario a esta entrada.
  1. La cuestión consiste seguramente en cómo gestionar el hecho de que las personas tienen perfiles particulares y trabajan para ti y que las pueden usar dentro o fuera del trabajo aunque tu no quieras: los celulares nos acompañan en todo momento, así que intentar prohibir es probablemente inútil. Yo soy partidario de pensar siempre cómo convertirlo en una fuerza en tu favor, que compensa cualquier riesgo potencial que existe cuando se renuncia a controlar a las personas y se confía en su responsabilidad. Después de todo, las personas tenderán a respeter y creer más a perfiles de personas reales que a los corporativos y no puede haber mejor señal del desempeño de tu organización que sus integrantes se muestren orgullosos de pertenecer a ella declarándolo en sus perfiles públicos y sabiendo que, de cuando en cuando, serán portavoces.

Déjanos un comentario

SUSCRÍBASE A NUESTRO NEWSLETTER